miércoles, 21 de octubre de 2009

Taco Express



(Nota: La foto de este post fue tomada prestada de otra página de Internet y no corresponde a los tacos de este lugar.)


La colonia Peña Pobre, al sur de la Ciudad de México, puede presumir una de las ya afamadas taquerías de la ciudad, donde encontrarás exquisitas opciones ya seas omnívoro o vegetarianos.


Ubicado en Av. San Fernando, muy cerca del Parque Ecológico de Loreto y Peña Pobre o del centro comercial Cuicuilco, Taco Express difícilmente llama la atención. Su toldo rojo, sus parrillas y la falta de lugares de estacionamiento no atraparán la mirada de quien pase por ahí. Sin embargo, una vez dentro, no te conformarás con uno o dos tacos.


Aunque hay queso fundido, quesadillas y tacos de hongos con queso, los María Sabina son la principal opción vegetariana, y no te decepcionará. La combinación de hongo portobello, queso, epazote y chile, todo a la parrilla, se agradece tanto como un baño de agua fría después de una extenuante caminata bajo el Sol. La frescura del epazote y la acidez del chile alivian la boca del ataque graso del queso, sin opacar el inconfundible sabor del portobello.


La lengua y el suadero no son –hay que decirlo- los mejores, son un poco insípidos, pero los taquitos de achicalada -restos de maciza que se van al fondo de la cazuela, donde se doran, se salan y se llenan del sabor glorioso de los alimentos poco sanos para el corazón- con cebollita, cilantro, unas gotas de limón y un toque de salsa, son majestuosos.


Las salsas son un tema aparte. La revista Chilango, en su especial de taquerías de este año, nombró a la salsa de cacahuate la reina de este lugar, pero difiero ya que la elección dependerá del taco y del paladar.


La salsa verde es un poco dulce y ácida debido al tomate, la de cacahuate tiene más textura y se adhiere en la boca como si buscara escapar de la garganta, mientras la otra salsa roja sabe un poco ahumada. Todas pican, pero no marean la lengua.


En Taco Express no sólo tienen refrescos, sino que preparan jugos de guanábana, fresa, guayaba, kiwi, naranja y más frutas. El dulce pero sutilmente rasposo sabor de la guanábana es de mis favoritos.


Si te animas a dejar de lado la comodidad de un asiento y unos cubiertos y a aventurarte a un sistema de cobro casi futurista, lleno de cables sobre los que se deslizan las comandas, esta taquería no te defraudará.


2 comentarios:

Pedro Garcia Millan dijo...

ESTAFA AUTOMOTRIZ MEXICO!

http://pedromillan.blogspot.com/

PELIGROSO!

Anónimo dijo...

Lamentable que ahora esten abusando y tomando San Fernando como su zona de estacionamiento en ambos lados de la banqueta. Inadmisible!! El trafico se vuelve peor en la zona. No hay respecto por sus vecinos